Parroquia Perpetuo Socorro
Visítanos
Jornada Vocacional 2021
Sábado 22 de mayo a las 10:00 hrs. Contáctanos.
AÑO DE SAN JOSÉ
CARTA APOSTÓLICA PATRIS CORDE DEL SANTO PADRE FRANCISCO CON MOTIVO DEL 150.° ANIVERSARIO DE LA DECLARACIÓN DE SAN JOSÉ COMO PATRONO DE LA IGLESIA UNIVERSAL
Reflexión Evangelio del Domingo
Domingo duodécimo del tiempo ordinario

 

(Roma) La veneración pública del icono de la Madre del Perpetuo Socorro comenzó en la iglesia de San Alfonso, en Roma, el 26 de abril de 1866.

 

Este año, el 26 de abril se cumple el 155 aniversario de la veneración pública del icono. que fue entregado a los Redentoristas por el Papa Pío IX. En esta ocasión, en el Santuario de la Madre del Perpetuo Socorro, en Roma, la comunidad redentorista local, junto con los fieles, se reunirá para la Eucaristía, presidida por el P. Giovanni Congiu, C.Ss.R., a las 18.30 horas. (Hora de Roma). Antes de la misa, a las 17 horas (hora de Roma), el coro polifónico “Musica Creator” interpretará los cantos marianos. Puede seguir las celebraciones en Roma en línea en el canal de YouTube de Scala News.

La solemne instalación del Icono milagroso de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro en la iglesia de San Alfonso en el Esquilino en Roma, después de medio siglo de abandono, es registrada por el cronista con las siguientes palabras:

En la tarde del jueves 26 de abril de 1866, una procesión triunfal salió de la modesta casa de los Padres Redentoristas. Feliz coincidencia: en este mismo día se celebró la fiesta de San Cleto, papa y mártir. Su casa paterna fue construida en el siglo I en el recinto de Villa Caserta [ahora sede de la casa religiosa redentorista en Roma], luego transformada en capilla donde se refugiaron los primeros cristianos y honrados con el título de San Mateo. La iglesia de San Alfonso se construyó posteriormente sobre las ruinas de esta iglesia.

Bajo un magnífico dosel, rodeado de numerosos sacerdotes, apareció la Santa Imagen, seguida por un Obispo. Detrás seguían los Superiores Generales de diversas comunidades religiosas, y finalmente una multitud de fieles que rezaron y cantaron las glorias de la Virgen. Las casas estaban decoradas con banderas, tapices y cortinas que colgaban de los balcones; el suelo estaba alfombrado de flores.

Hubieron varias curaciones a medida que pasaba la imagen milagrosa. María volvió a tomar posesión de su Santuario y continuó, sin cesar, el curso de sus maravillas.

A partir de este día comenzó un solemne triduo. Según el testimonio de un testigo presencial, más de cincuenta mil personas se postraron ante la Santa Imagen durante estos tres días de oración.

 

Fuente: cssr.news.

Abril 26, 2021